facebookChinese

Idioma

Economia circular Ventajas de los filtros percoladores con rellenos BIOFILL®

1.- Garantía de funcionamiento en continuo: No se presentan particulares problemas debidos a bruscas sobrecargas hidráulicas y orgánicas.

2.- Menor producción de fangos: Con relación a otros tratamientos, este procedimiento tiene gastos menos elevados para la estabilización y evacuación de los fangos.

3.- Escasa intervención de personal: Los filtros percoladores no requieren un control de personal competente, ya que su funcionamiento es continuo y no hay motivos para la interrupción de su funcionamiento. Se ha de tener en cuenta el comportamiento incorrecto de ciertos operarios de plantas de fangos activados que hacen funcionar parcialmente la instalación con el fin de economizar energía. Un filtro percolador ha de funcionar en continuo.

4.- Costes de funcionamiento reducidos: Respecto a otros tratamientos, los gastos de estabilización y evacuación son menores.

5.- Las superficies ocupadas por la instalación son muy limitadas: Incluso toda la instalación puede ser subterránea en caso de necesidad.

6.- El tiempo de puesta en marcha es reducido.

7.- Reducción de costes globales del filtro: Es un error creer que la instalación de un filtro percolador entraña costes más elevados que otros sistemas. Un simple análisis durante el diseño permite verificar que el coste por habitante es el más bajo, siendo por lo tanto la comparación con otros sistemas tradicionales siempre positiva.

 

CONCLUSIONES SOBRE LA UTILIZACIÓN DEL BIOFILL®

Los rellenos BIOFILL® para filtros percoladores pueden representar la mejor solución para el tratamiento de efluentes de diversos orígenes tal como se ha visto anteriormente. Los rellenos BIOFILL® ofrecen ventajas concretas que se describen a continuación:

1.- Ahorro de energía: El consumo de energía eléctrica es muy bajo y limitado únicamente al bombeo de agua y eventualmente a la distribución superficial del efluente.

2.- Coste de mantenimiento extremadamente limitado: Las intervenciones son ocasionales, y conciernen sobre todo a los pocos elementos mecánicos de la instalación. El coste de las piezas de repuesto es muy bajo.

3.- Facilidad de manejo: No es necesaria la presencia continua de personal, reduciéndose a menudo las intervenciones a simples inspecciones ocasionales.

4.- Costes de operación: La presencia extremadamente limitada de personal de control e intervención, el bajo coste de mantenimiento, el pequeño consumo de energía eléctrica, el coste de instalación más bajo, su tamaño reducido y ausencia de problemas, llevan a una única conclusión: el filtro percolador es el medio más económico para la depuración de efluentes.

Todas estas ventajas están garantizadas con el uso de BIOFILL®, el cual además permite un amplio margen de seguridad en el diseño y operación de la planta.